Eficiencia energética y medio ambiente

La eficiencia energética, el ahorro y el medio ambiente han dejado de ser una utopía

eficiencia energética, enchufe¿Qué significa la eficiencia energética? Significa contribuir desde casa con el medio ambiente, pero también ayudar a tu bolsillo reduciendo gastos en los servicios más básicos que forman parte de nuestro día a día.

Es sabido que una de las fuentes emisoras de contaminación, además del tráfico de coches, es la vivienda, al emitir grandes dosis de dióxido de carbono que afectan directamente a la capa de ozono. Algunos daños irreversibles son el famoso efecto invernadero o el actual desplazamiento del eje que vertebra la rotación del planeta.

Sí, sabemos qué estás pensando, y es que cuando se nos habla de estos temas nos sentimos impotentes e incapacitados para lidiar con una vida cómoda y contribuir a la eficiencia energética de nuestro planeta. Dilemas como ¿cojo el coche o la bici? o ¿dejo la calefacción encendida para cuando llegue? Son algunos de los que nos invaden y nos remuerde la conciencia entre elegir una vida cómoda o un planeta a salvo.

Sin embargo, todo ello no sería necesario si contáramos con un sistema inteligente del hogar que favoreciera el control remoto de la temperatura de las estancias de casa. Asimismo, el confort, la seguridad, un uso correcto del manejo de las instalaciones energéticas y el ahorro en el consumo de agua, electricidad y combustibles.

Pero, profundicemos, ¿cuáles son los beneficios de esta eficiencia energética de la que venimos hablando? ¿Está reñida con el confort?

  1. Regularización de los horarios del sistema de climatización e iluminación.
  2. Control de la iluminación eficiente, que permite -en función de la luz natural que hay en las estancias- regularla de manera inteligente. Asimismo, la presencia de detectores de movimiento hace que la energía no se dispense de manera inútil.
  3. Programación de la apertura y cierre de dispositivos de protección solar con tal de aprovechar la luz natural al máximo.
  4. Automatización de la activación de los diferentes electrodomésticos en función de tarifas más económicas para reducir nuestras facturas.
  5. Instalación de sistemas de detección del estado de ventanas y puertas de la vivienda.
  6. Implantación de sistemas de seguridad, como sistemas de cierre, alarmas, cámaras de vigilancia, detectores de humo, barreras infrarrojas o detectores de movimiento, posible, por otro lado, gracias a la tecnología de ultrasonidos e infrarrojos.

Para llevar a cabo todo ello, es necesario concebir un proyecto realista y adaptado a las necesidades de los habitantes de la casa, además de considerar la finalidad de cada uno de los sistemas que queremos. He aquí un ejemplo de lo que podría llegar a ser un proyecto domótico de una casa mediana-grande.

eficiencia energética, diseño

(Elaboración propia inspirada en Ovacen)

En suma, la domótica, por un lado, es una solución que contribuye a la eficiencia energética y, por lo tanto, a una mejora hacia el estado alarmante de la tierra, pero, por otro lado, es una gran propuesta para ahorrar a largo plazo en nuestras facturas de la luz y agua.

VÓTANOS AL MEJOR PROYECTO DE EFICIENCIA ENERGÉTICA EN EL SIGUIENTE LINK:

Suscríbete para recibir novedades exclusivas